Foto: Sebastián Oria

La espera llega a su fin. El domingo a las 16:00 hrs, San Carlos de Apoquindo será el lugar donde Universidad de Chile vuelva al campeonato enfrentando a Palestino. Un duelo que estará marcado por duelos por las bandas y viejos conocidos. 

Son casi 150 días en que el fútbol estuvo detenido y ahora solo quedan detalles. Para los azules, la concentración es la clave para enfrentar al cuadro de La Cisterna. Su juego se centra en los pies de su estrella, el Mago Jiménez, por lo que hay una preocupación especial hacia lo que puede hacer él en cancha. 

El mago es el pilar fundamental. Cuando está en cancha hay una diferencia. Es creador de juego y maneja los tiempos”, declaró. Pero para el capitán azul, Jiménez no es la única preocupación en el rival. La mezcla entre jugadores jóvenes y de experiencia ha demostrado ser parte importante en su juego.

Es por esto que saben los duelos que se vendrán. En los árabes, aparece Guillermo Soto. Un lateral de proyección que va mucho hacia el ataque. Algo muy similar a lo que hace Universidad de Chile con el ida y vuelta de sus laterales. 

Tenemos que aprovechar los espacios que dejan cuando van al ataque. Sabemos que es algo muy similar a cuando Jean o yo subimos y dejamos espacios. Tenemos mucho cuidado de lo que pueden hacer”, cuenta. 

Junto a esto, en Palestino aparecen varios con pasado azul. César Cortés, Matías Campos López y Leandro Benegas. Los dos últimos, cortados tras la mala campaña del torneo anterior.