Foto: Agencia UNO

Tras la llegada de Luis Roggiero, Azul Azul comienza a observar posibles fichajes.

El más que complicado Santiago Wanderers ha tenido en las últimas fechas una remontada inesperada que le ha permitido ilusionarse con salvar la categoría y uno de los grandes responsables de la levantada caturra es el joven Matías Marín quien se ha convertido en pieza clave del mediocampo porteño.

De acuerdo a lo informado por Radio ADN, el rendimiento del canterano ha despertado el interés de la "U" para contar con él la próxima temporada, además al ser representado por Fernando Felicevich -quién tendría influencia en los nuevos dueños de Azul Azul-, las negociaciones podrían avanzar rápido.

Cabe destacar, que el volante zurdo de 21 años ha disputado esta temporada 22 partidos y ha anotado dos goles.